Compartir    
      

Nueva moda: jóvenes realizan prácticas por “amor al arte”

Este modelo bastante difundido en EEUU ya se propaga por el mundo. Las pasantías sin paga no sólo son una forma de ganar experiencia, sino también una estrategia de negocios para las empresas.

Imagen foto_00000001

Para cualquier recién egresado, una pasantía gratuita es un rito de paso para alcanzar, algún día, el ansiado primer contrato. Pero poco a poco en todo el mundo se está empezando a transformar en una ocupación por sí misma, y es tratada por las empresas como una verdadera estrategia económica.


"La cultura de pasantías que rige en EEUU se está difundiendo globalmente", dice Ross Perlin, autor del libro "Nación Interna: Cómo Aprender un Poco y Ganar Nada en la Difícil Nueva Economía". "La cantidad de trabajadores precarios crece día a día y muchos internos actualmente corren el riesgo de caer en una trampa de pasantías. Eventualmente, alcanzar un trabajo pagado se vuelve cada vez más difícil en ese escenario", explica a Publimetro.


Según algunos economistas, el modelo neoyorquino se imita en varias ciudades del mundo porque si las compañías no tienen que comprometerse a contratos largos y pueden deshacerse de sus empleados fácilmente, eso podría ayudar a que se contrate más gente. Tal como sucede en EEUU.


Pero a pesar de las buenas intenciones, tal parece que sólo se consigue el efecto opuesto. El reporte del área Euro este año muestra una clara conexión entre el desempleo juvenil y la cultura de las pasantías. En sólo un año, 20 países miembros de la UE han experimentado alzas en el desempleo.


Países como Italia y España ya han adoptado como norma las pasantías sin paga, y sus tasas de desempleo juvenil son altas. Mientras antes de 1980 sólo un 3% de los universitarios de EEUU hacía una práctica, hoy el 75% las hace. Y consisten en lo que sea, desde limpiar oficinas hasta trabajar a tiempo completo como empleados, pero obteniendo nada o casi nada a cambio.


Paloma Casillas, egresada de periodismo, actualmente está en su tercera práctica, esta vez en el Senado de Madrid. Aunque reconoce que es un paso necesario en su carrera en vistas de obtener un buen trabajo, su opinión es que en España la situación se ha salido de control. "Trabajas las mismas horas, igual de duro, pero ganas tres veces menos, si tienes la suerte de que te paguen. Eso es muy injusto", dice a Publimetro.


Y como parece que la recesión no se acabará del todo hasta 2018, aparentemente tendremos seis años más de internos en trabajos mal pagados. "Un exceso de pasantías sin paga puede alterar negativamente el sueldo mínimo", advierte José Miguel Albala-Bertrand, profesor de Economía en la Universidad Queen Mary de Londres.


Pero Renato Faccini, experto en trabajo de la misma universidad, defiende la tendencia: "Las pasantías son contratos temporales que las empresas usan para captar a los buenos trabajadores y darles posiciones permanentes. Existen desde la Edad Media, y es natural que existan y los jóvenes las usen para aprender trabajos nuevos".


Como sea, Perlin cree que el principio del fin de esta moda está cerca, debido a las repetidas demandas contra empresas que ha originado. "Puede que estemos en  las repetidas demandas contra empresas que ha originado. Puede que estemos en las primeras etapas de una ola de rechazo al fenómeno de las pasantías que se ha salido definitivamente de las manos".

Pincha los puntitos para cambiar de página--- >

Demandas: La lucha de los practicantes de ayer y hoy por su paga

En 2011, dos practicantes, Alex Footman y Eric Glatt, demandaron al estudio Fox Searchlight, responsable del filme "El cisne negro", reclamando que trabajaron como internos sin paga.


La firma legal Outten & Golden LLP, anteriormente responsable de la demanda de Diana Wang a la revista de modas Harper's Bazaar por hacerla trabajar 55 horas por semana sin paga, tomó el caso de los jóvenes. "Si su trabajo es útil para la empresa, se les debería pagar al menos un sueldo mínimo", dice Elizabeth Wagoner, representante legal.


En tanto, el vocero de Hearst, Paul Luthringer, defiende la práctica: "Muchos de nuestros estudiantes internos obtienen la experiencia necesaria para encontrar trabajos después de graduarse".


En Inglaterra, en tanto, la oficina de Tony Blair ya anunció que empezará a pagar a sus internos luego de que ex empleados reclamaran a las autoridades.

 

Pincha los puntitos para cambiar de página--- >

Demandas de practicantes: "Los chicos piensan que no merecen paga"

Entrevista a Eric Glatt, ex practicante en la película "El cisne negro" que demandó al estudio Fox Searchlight porque no recibir ningún tipo de sueldo por su trabajo.

¿Por qué demandaste?


Cuando estaba terminando me di cuenta de algo muy importante: que las pasantías sin paga no son producto de un vacío legal, sino que están muy bien categorizadas en la ley. Simplemente es ilegal que los empleadores piensen que pueden ahorrarse pagarle a alguien porque le dicen "pasantía" a su contrato.

 

¿Qué esperas lograr?


Lo ideal sería que Fox y la industria completa dejen de hacer esta práctica ilegal, poco ética y dañina económicamente. Cuando primero anunciamos la demanda, un 80% de los comentarios en Internet eran contrarios a nosotros y un 20% nos apoyaba. Ahora es al revés.


 ¿Por qué los practicantes aguantan que no se les pague?


Los estudiantes, los chicos tienen internalizada esta idea de que no merecen que les paguen porque no tienen experiencia en el "mundo real" del trabajo. Todo el tiempo escucho "Sólo tengo lo que me enseñaron en clases, ¿qué voy a ofrecer?". Hay una cultura que les dice que nada de lo que ofrecen tiene valor, y por eso no se dan cuenta de lo que su entusiasmo, inteligencia y empeño en el trabajo duro vale.

 

¿Cuál es tu relación actual con tus ex jefes?


No hemos tenido contacto desde la demanda.

Karin Wasteson,
PubliMetro internacional